Aves de los campos machegosAves de los humedales manchegos

¡¡La Reserva Natural de el Complejo Lagunar de Manjavacas  de Mota del Cuervo nunca deja de sorprenderme!!

Reserva natural

Aprovechando el soleado día he cogido la cámara de fotos y he salido en busca de aves ,ya que ahora en invierno es buena época para ver especies que no verás en otras épocas del año

La avifauna de Manjavacas es el valor más importante de este humedal manchego, que tanto en las épocas de invernada, paso o nidificación, confieren a la laguna una importancia de carácter internacional.

¡¡La laguna de Manjavacas es uno de los humedales más importantes de España y lo tenemos aquí!! todo un lujo. Si te gusta observar aves y no tienes prisa, solo tienes que ir y observar.

Para observar y no molestar a las aves hay un itinerario interpretativo acondicionado para la visita, señalizado mediante una serie de carteles interpretativos.

Ahora en invierno es una buena época para contemplar aves. Si vas con la cámara de fotos y paciencia podrás llevarte unas instantáneas preciosas.

¡¡Os dejo esta colección que he captado hoy en mi paseo por la laguna!!

Empezamos con estos Flamencos Comunes:

Flamenco común

(Phoenicopterus roseus)

Por su notable tamaño y su peculiar aspecto, el flamenco común resulta posiblemente la más espectacular de todas las aves acuáticas que pueblan
nuestros humedales. Su estilizada silueta puede ser vista en muchos de nuestros mejores enclaves húmedos costeros mediterráneos y suratlánticos,
o en algunas lagunas del interior, como la malagueña de Fuente de Piedra —donde se asienta su principal colonia de cría en España y una de las más
importantes de todo el Mediterráneo— o algunas localidades manchegas.


 

Continuamos con este Adarrios Grande

Andarríos grande

(Tringa ochropus)

De carácter tímido y huidizo, el andarríos grande —de mayor tamaño y tonalidad más oscura que el andarríos chico— es una de las limícolas más habituales durante el invierno en nuestro país, donde frecuenta todo tipo de aguas interiores, desde arroyos y ríos hasta canales, lagunillas y embalses. Normalmente, se la observa en solitario o en reducidos grupos mientras prospecta nerviosamente el fango y las aguas someras a la búsqueda de invertebrados.

 

 

Bisbita Ribereño:

El Bisbita ribereño alpino se puede considerar un ave de media y alta montaña que tiene un plumaje bastante discreto de tonos pardos con el pecho blanco y listado. En verano el plumaje de esta ave se caracteriza por tener tonos pardos claros con listas de color blanco en el dorso, mientras que su vientre  es blanco con una ligera tonalidad rosa-amarillentas, que solo son apreciable con el ejemplar muy cerca o teniéndolo en la mano. Destaca en su cabeza una banda de color gris desde el ojo hasta el píleo, así como un babero de color claro. Su cola es larga de color marrón y con los bordes blancos mientras que sus  patas son de color pardo oscuro  y sobre los ojos tiene una ancha lista blanca, muy marcada, que llega casi hasta la nuca. En invierno su plumaje se oscurece, destacando aún más las bandas blanquecinas alares.

El hábitat del Bisbita ribereño alpino es la montaña, los prados de montaña y en general las zonas poco arboladas donde abundan los pastos y los arroyos de montaña.

 

Tarabilla europea

(Saxicola rubicola)

Pajarillo de aspecto rechoncho, con un diseño cromático muy llamativo en los machos. En España resulta una especie común, aunque no abundante,
ampliamente distribuida por la Península y Baleares. Se encuentra ligada a zonas abiertas, incluyendo diversas formaciones de matorral, bordes y
claros de bosque, cultivos y pastizales con arbustos dispersos.

 

No podía faltar la Corneja:

Corneja común

(Corvus corone)

Adaptable, bulliciosa y extremadamente acomodaticia, la corneja es una de esas aves a las que siempre precede una injustificada mala fama, acusadas de devorar las cosechas y de predar sobre las especies cinegéticas, razón por la que han sido perseguidas durante siglos, olvidándose su beneficioso papel como controladoras de plagas agrícolas. A pesar de todo, este córvido resulta frecuente en la práctica totalidad de la Península, particularmente en la mitad norte, donde ocupa todo tipo de hábitats.

Y para terminar un Aguilucho Lagunero

Aguilucho lagunero occidental

(Circus aeruginosus)

La figura ingrávida del aguilucho lagunero patrullando incansablemente sobre carrizales y marjales se convirtió en una imagen bastante poco frecuente hace algunas décadas, cuando la transformación de los humedales y la persecución directa redujeron a poco más de 200 las parejas de estas rapaces. Actualmente, la población española se recupera lentamente, aunque está lejos de alcanzar la de otros países europeos, donde este aguilucho resulta más abundante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba